Gominola

Una gominola abandonada en un plato de plástico esperando a que alguien la recoja. Una trufa de chocolate olvidada en una bandeja de papel. Gusanitos de maíz flotando en un vaso medio lleno de refresco de cola. Restos todos de la batalla campal ocurrida unas horas antes, saldada con un mantel lleno de manchas de nocilla, refresco de naranja y migas de bocadillo, el suelo del comedor pegajoso y papeles de regalo tirados por todas partes. El vencedor, si lo hay, ha sido un niño que ha cumplido 7 años y que, justo antes de apagar las velas, ha deseado que aquella fiesta de cumpleaños fuese “superdivertida”. Por suerte para él y sus amigos, su deseo se ha cumplido.

Notas - 3 notas

  1. Rubén dice:

    Estan geniales esas imágenes ilustradas por el texto. Qué tal hacer un texto que cambia de sentido con la imagen… osea, una imagen que que desvela algo que nos revela una opinión diferente de lo que narra el texto. Llevo unos días dándole vueltas a esa idea y creo que ustedes lo harían a la perfección. Saludos salados

  2. Micaela dice:

    ¡Qué cara de pillín tiene ese "indiesito" de 7 años!.
    Me habéis tocado el corazoncito y los recuerdos me han traído una sonrisa.
    Gracias, pareja.

  3. calcetines de colores dice:

    Ruben, en el cuento de hoy lo hemos intentado, ¿qué tal el experimento?

    Micaela muchas gracias por los ánimos 😀

Cuentanos algo

Tu direccion de correo no sera publicada. Los campos marcados (*) son necesarios.

*