Invisible

Siempre estaba escondido en un rincón, vigilando, esperando a ser necesitado. Sólo una vez al año aparecía brevemente. Lo justo para dejar un regalo con su nombre en un lugar visible. Era su forma de decir:

“Gracias por seguirme el juego”.


Invisible 5.00/5(100.00%) 1 votos

Notas - 2 notas

  1. Micaela dice:

    No tenéis ni idea de lo que representa para mi este cuento. O tal vez sí.
    Os quiero.

  2. Senor Ocre dice:

    Pues no, no tenemos ni idea. Nos lo tendrás que contar :)

Cuentanos algo

Tu direccion de correo no sera publicada. Los campos marcados (*) son necesarios.

*